Eres de los que pasas por los pasillos del supermercado sin percatarte que contienen los productos que estás llevando a tu boca? Te sorprenderías si te tomas la molestia de investigar al azar los efectos de algún ingrediente que no sepas que es o tenga un nombre raro.

Probablemente seas de los que considera que ir al supermercado representa un compromiso adicional del día a día y no pretendes pasar mucho tiempo.

Ya sabes que hoy en día tenemos a nuestra disposición cientos e incluso miles de productos en los supermercados, muchos de los cuáles contienen ingredientes que no podemos ni pronunciar, y la principal razón es que son componentes baratos que usa la industria de alimentos para maximizar el sabor, darle mas textura, hacerlos mas cremosos, darles color, espezarlos, etc. pero que son dañinos, artificiales y/o sintéticos.

 

VAMOS A PRIORIZAR EL CONSUMO DE ALIMENTOS REALES: AQUELLOS QUE NO TIENEN ETIQUETAS.

 

Vale destacar, que muchos de estos componentes y/o ingredientes a mencionar a continuación, tienen pocas evidencias de su nivel de toxicidad, a través de estudios científicos publicados, ya que por razones éticas se alega que sólo se han hecho pruebas experimentales en animales, sin embargo, por el simple hecho de sospechar o alertar sobre ciertos síntomas nos debe poner en guardia y ser un poco más cuidadoso con los productos que consumimos.

Adicional, en muchas ocasiones la industria alimentaria se defiende, alegando que las cantidades utilizadas no afectan la salud humana, y son inofensivos al consumo. Cada quien es crítico y es libre del proceso de toma de decisión al respecto.

A continuación, te enumero algunos de los ingredientes mas comunes que tienen varios productos, independientemente de que sean dulces o salados, proteínas, o carbohidratos, o de su valor nutricional, pero están presente y en ocasiones son usados sin discriminación alguna.

Empecemos este corto dossier con productos que mas de un vez has tenido en tu despensa:

 

Carragenina:

Cremas de Leche, leches de almendras

 

 

Componente extraído de las algas rojas y empleado en la industria alimentaria como un aditivo. Usado para dar la consistencia espesa. Presente en lácteos, leches enteras, fórmulas para bebés, jamones cocido, pates, salchichas, entre otros.

Produce inflamación gastrointestinal. «…pueden producir malestar y gases en los niños pequeños, cuyos sistemas digestivos están todavía en formación». Advertencia: Se prohíbe en lactantes.

 

Goma Xantana:

Margarinas, enlatados, salsas para condimentar.

 

Aditivo alimenticio creado por un azúcar que está fermentada de una bacteria. Usado con fines espesante o estabilizador. Mejora la textura, consistencia y sabor de los alimentos. Presentes en aderezos para ensaladas, productos de panadería, jugos de frutas, sopas, helados, salsas, jarabes, alimentos bajos en grasa.

Hace que el proceso digestivo sea más lento y en ocasiones el cuerpo humano puede ser incapaz de digerir la goma Xantana. Advertencia: No proporciona nutrientes.

 

 Jarabe de Míaz / Corn Syrop:

Salsa de tomate artificiales, golosinas, sodas, salsas industriales

 

 

Endulzante obtenido desde ese cereal, compuesto por fructosa y glucosa, el cual usualmente es modificado genéticamente. Se muele el cereal para producir almidón, el cual se procesa para finalmente obtener jarabe de maíz. Usado para endulzar los alimentos, su único propósito es generar un estado placentero. Está presente en gaseosas, jugos artificiales, jugos de frutas, confituras, postres, yogurts saborizados, productos horneados y panificados, mermeladas y jaleas.

Sus efectos sobre nuestro sistema es el aumento de riesgo de hipertensión, que puede provocar todo tipo de problemas de salud como infarto, cardiopatías, derrame cerebral, entre otros problema cardiovasculares.

Advertencia: Eleva en forma inmediata el nivel de azúcar en sangre, generando antojos constantemente, considerado el gran generador de la obesidad y diábetes tipo 2 a nivel mundial. Ingrediente que deberíamos sacar de nuestra dieta inmediatamente.

 

Sodium Benzoate / Benzoato de Sodio:

Sazonadores de carnes.

 

 

 

Es un bacteriostático y fungistático que se agrega junto al ácido cítrico para preservar por largo tiempo alimentos líquidos. Es usado como conservante de productos envasados. Presente en bebidas light, jugos de frutas naturales, suplementos vitamínicos y en bebidas nutricionales, enlatados, sazonadores, etc.

Sus efectos pueden causar daños en el ADN de células, problemas de hiperactividad y retención de líquido, en dosis bajas puede producir alergias leves, urticaria y asma. Al mezclarlo con otro componentes como colorantes, puede producir tumores o cáncer, mal de parkinson y problemas en el hígado. Advertencia: La versión sintética producida en laboratorios son altamente tóxicas y cancerígenas.

 Polisorbato: 

Helados, productos de panadería, snacks en bolsas

Aditivo sintético usado por la industria considerado como el mejor emulsionante. Presente en variedades de helados y salsas. Entre sus posibles efectos está la degradación de la mucosa intestinal, permitiendo su permeabilidad y debilitamiento del sistema inmune. Advertencia: Aumenta la inflación de bajo grado.

Aspartamen:

Caramelos y chicles, sodas “light”

 

Edulcorante no calórico, derivado del matanol que es un producto industrial que actúa sobre el cerebro y médula osea, transformando su esencia y causando estragos en las proteínas sensibles y el ADN. Responsable de endulzar la mayoría de los productos «sugar free» Producto altamente procesados. Presentes en chicles, yogures, lácteos y sodas. Produce dolores de cabeza y puede ocasionar daños neurológicos, estimula el apetito y los antojos, el almacenamiento de grasa y sobrepeso.

 

Glutamato monosódico:

Enlatados, sopas en sobre.

Deribado del maíz, melaza o del trigo. Su valor nutricional es nulo. Es usado como estabilizante y saborizante natural. Es un aditivo que mejora el sabor de algunos alimentos procesados. Presente en comidas chinas procesadas, verduras enlatadas, sopas y carnes procesadas. Sus efectos se han relacionado con desórdenes neurológicos como migrañas, infecciones, ciertos tipo de obesidad, enfermedades como parkinson, alzaheimer, espasmos musculares, nausea, alergias, depresión e irregularidades cardíacas.

La FDA (Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos) ha recibido numerosos informes anecdóticos sobre las reacciones adversas a los alimentos que contienen glutamato monosódico neurotoxina, ya que hay evidencia científica que alega que daña el sistema nervioso y sobre-estimula a las neuronas llevándolas a un estado de agotamiento, y algunas de ellas eventualmente morirán como consecuencia de esta estimulación artificial.

 

Soya / Proteína aislada de soya / Proteína vegetal

Barras, yogures y bebidas

Actualmente la soya es genéticamente modificada para soportar dosis letales de herbicidas, por eso está en el centro de debate de muchas organizaciones ya que no es una leguminosa fácil de analizar. Es usada en una gran variedad de productos procesados como barras de proteína, bebidas de frutas, sopas, salsas, cereales, suplementos alimenticios, entre otros. Sus efectos sobre el cuerpo humano se relaciona con trastornos digestivos, debilitamiento del sistema inmune, deterioro cognitivo, transtornos reproductivos o infertilidad, enfermedades del corazón.

 La información está a la mano, sólo es cuestión de que atribuyas un propósito o intención al tipo de vida que quieres vivir y concentrarte en la mejor manera de ser o hacer con respecto a eso que te mueve.

En mi caso personal, quiero tomar la decisión en base a ese propósito claro de estar y ser saludable y no que otros decidan por mí, ya que en el caso de la industria alimentaria, su toma de decisión no se basa en mi bienestar, ni en mi salud, por qué dejarlo en sus manos ???

Seguiremos curioseando, estudiando y rediseñando rituales y hábitos de acuerdo a mi mejor YO.

Escrito en diciembre 2019.

Atte. Virgi